Prisión preventiva por violencia doméstica a ex pareja

Prisión preventiva por violencia doméstica a ex pareja

En horas de la madrugada de del 19 de setiembre, la Policía de Flores fue alertada de un hecho de violencia doméstica. Una mujer de 33 años, dijo “que su ex pareja, con quien ya había mantenido incidentes, había ingresado a la finca mientras dormía, sorprendiéndola con golpes en el rostro y en el cuerpo”, de acuerdo a lo indicado por una fuente policial.

Se ha confirmado, que “la actuación policial determinó las diligencias de pruebas a primeras horas de la mañana y la detención del agresor, un hombre de 28 años”. El individuo cuenta con un antecedente, que indica que en el pasado año había sido condenado “por un delito continuado de violencia doméstica con prisión efectiva, por agresión a la misma joven”.

Luego de finalizadas las audiencias judiciales, y según lo consigna la fuente oficial consultada, desde el Juzgado Letrado de Primer Turno, se comunicó como medida cautelar, “la prisión preventiva por un plazo de 90 días por un delito de violencia doméstica, agravado por la condición de mujer en concurrencia fuera de la reiteración real, con un delito de lesiones personales agravadas”.

Dos mujeres derivadas a la Justicia por delito de hurto

La Policía de Flores informa, que la Unidad de Investigaciones, junto a la Fiscalía Departamental, llevaron a cabo una investigación, que determinó “la detención de dos mujeres, mayores de edad, quienes, aprovechando la ausencia de su moradora, habían ingresado a la casa de una vecina, llevándose consigo varios efectos”.

Luego de las instancias judiciales correspondientes, se confirmó que una mujer de iniciales A.H.Q, de 41 años, fue formalizada por un delito de hurto especialmente agravado, quién debió fijar domicilio con la obligación de presentarse semanalmente ante la seccional policial correspondiente al mismo, por el plazo de 120 días.

Por su parte, otra mujer de iniciales V.M.V, de 37 años, se la condenó como autora penalmente responsable de un delito de hurto especialmente agravado, con una pena de 12 meses de prisión, a cumplirse en régimen de libertad a prueba. Deberá cumplir la sentencia de acuerdo a las siguientes condiciones: residencia en lugar donde sea posible su supervisión, presentarse una vez por semana en la seccional policial correspondiente a su domicilio, prestación de servicio comunitario durante dos veces por semana -en un lapso de dos horas diarias- y prohibición de salir del país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.